Dec 11, 2017

Enero 2016

"Areva trabaja en 300 centrales nucleares"

José Castellote es ingeniero industrial por la Universidad Politécnica de Madrid y Máster en Sistemas Avanzados por l’Ecole Centrale de París. Tras nueve años de experiencia en General Electric, y dos estancias en Japón (Yokogawa y Kawasaki), se incorporó a AREVA en 2006 como director global de servicios para el sector de automatización de redes (SmartGrid) de AREVA T&D. Anteriormente desempeñaba la función de Director General, en Francia, de CANBERRA, filial de AREVA para medidas nucleares y protección radiológica.

Como Presidente de AREVA España, ¿cuáles son los principales proyectos y retos?

El mercado nuclear ha evolucionado muy rápido en los últimos años. Estamos reforzando nuestra colaboración con la industria española para afrontar juntos los desafíos económicos y políticos que nos esperan en el sector. Nuestros principales retos son la extensión de vida [de las centrales nucleares] de manera rentable, el aumento de la seguridad y la optimización del ciclo del combustible. Aportaremos toda la experiencia que nos proporcionan nuestros mercados internacionales, sobre todo la experiencia en Estados Unidos.

Apoyaremos la extensión de vida de las centrales aportando nuestros servicios y soluciones tecnológicas. Tenemos una experiencia muy amplia con la gran flota de EDF en Francia, pero también en el resto del mundo, ya que AREVA está presente como proveedor de productos y servicios en unas 300 plantas nucleares mundiales, de todas las tecnologías.

También queremos acompañar los últimos proyectos post-Fukushima y de mejora de la seguridad en general, como los sistemas de venteo filtrado, recombinadores de hidrógeno, I&C, medidas radiológicas y espectroscopia, etc. En relación con los servicios a las centrales nucleares, AREVA tiene todavía mucho valor por añadir a sus clientes españoles en todas las actividades relacionadas con el Nuclear Steam Supply System (NSSS), como demuestra nuestro éxito en Estados Unidos. 

En el ciclo del combustible, continuaremos colaborando con ENUSA para asegurar el suministro de uranio, servicios y combustible para las plantas. Y continuaremos ofreciendo a Enresa experiencia y soluciones para el combustible gastado, a través del almacenamiento y transporte, o puntualmente el reproceso, como hacemos en muchos otros países.

En 2015 creamos con Gamesa, líder global en el sector eólico marino, Adwen. Esta joint venture cuenta con 630 MW instalados en el Mar del Norte, que serán 1.000 una vez concluido Wikinger, el proyecto desarrollado por Iberdrola con turbinas de Adwen en el Mar Báltico. Además, la empresa cuenta con una cartera de proyectos de 1,5 GW en Francia y una parte importante del know-how está en España, donde emplea a más de 100 personas, principalmente en el área de ingeniería.

Jose Castellote interiorAREVA en España tiene ahora mucha más capacidad de decisión local, y es el punto de entrada de las empresas españolas para apoyar su desarrollo en el extranjero con nosotros. Es el caso de Ensa, con quienes colaboramos en la fabricación de componentes.

¿Cuál será la evolución del grupo AREVA después del anuncio de cesión de una parte de sus actividades?

En el año 2016 AREVA va a evolucionar para mejorar su situación financiera, y permitirnos afrontar el futuro con una nueva focalización en China y centrarnos sobre lo esencial de nuestro negocio: los sistemas nucleares en las plantas y el ciclo del uranio. Se va a vender una participación mayoritaria en el capital de AREVA NP a EDF, la eléctrica francesa (AREVA NP incluye el diseño y construcción componentes y reactores, el combustible nuclear y los servicios a las plantas nucleares). También entrarán otros accionistas, que por ahora no se han determinado. Será EDF quien liderará a nivel mundial la venta de reactores EPR (European Pressurized Reactor). Con los fondos que provengan de esta cesión, así como de la venta de la filial de medida nuclear, CANBERRA, se recapitalizará la parte restante. Esta nueva AREVA se concentrará en el ciclo del uranio (minas, conversión y enriquecimiento del uranio y la parte back-end, reproceso, logística del combustible gastado y combustible MOX, así como el desmantelamiento). La filial de propulsión nuclear, AREVA TA, permanecerá con una mayoría de capital estatal francés.

Areva tiene presencia en España desde los años 70. En la actualidad, ¿cuáles son las actividades de esta compañía en nuestro país?

AREVA ha estado muy presente en la central nuclear de Trillo (Guadalajara), al ser la planta de nuestra tecnología KWU. Queremos apoyar a la planta durante toda su vida útil, con objetivo de ayudar a su operador a mantener los máximos niveles de seguridad y disponibilidad, optimizando los costes e introduciendo innovación.

Por otro lado, con los equipos locales de AREVA en Madrid, Tarragona y Zaragoza, continuamos proponiendo un catálogo cada vez más amplio de productos y servicios a las centrales. En particular, aportamos a través de estas bases en España todos los productos y servicios que AREVA ofrece en Estados Unidos, donde tenemos más de 4.000 empleados.

Gran parte de su carrera profesional ha estado ligada a la energía. ¿Considera que la cesta energética en España es la adecuada?

Tenemos un mix en España mucho más diversificado y favorable que otros países, que van a afrontar una transición energética difícil. En España tenemos la gran suerte de contar con más de 40% de capacidad instalada en renovables. En transporte, he trabajado en un gran número de centros de despacho en el mundo, y la red española siempre se cita como ejemplo de integración de las renovables. El aumento de las interconexiones con Francia aportará estabilidad y capacidad de exportación.

¿Cómo ve el futuro de la energía nuclear en España?

La capacidad de base que brindan las inversiones basadas en energía nuclear se tiene que explotar al máximo, dadas las condiciones económicas actuales. El mundo tiene que beneficiarse de todas las tecnologías energéticas bajas en carbono para la transformación energética que requiere la protección del clima. La energía nuclear genera electricidad sin intermitencia, de forma competitiva, y con muy bajo CO2.

La capacidad industrial nuclear española no solo apoya a las plantas españolas, sino que ha sabido internacionalizarse con éxito. Esto debe continuar porque es un sector tecnológico estratégico con el que colaboramos intensamente.

Finalmente, espero que la capacidad de investigación y la colaboración en proyectos internacionales como ITER [proyecto de fusión nuclear] se refuercen en la próxima legislatura en España.

¿Y en Francia y en el resto del mundo?

Toda la industria se está transformando tras la crisis económica y el accidente de Fukushima. Tenemos que reinventar el sector, ya que serán necesarios costes más bajos. Las perspectivas del sector son de crecimiento, ya que los proyectos de nuevas construcciones son muy importantes, en particular en China e India. AREVA está construyendo dos centrales EPR en Taishan, en China.

En Europa algunos países abandonan la energía nuclear, pero la mayoría continúa con los programas nucleares o los lanzan. Estamos construyendo otros dos reactores EPR en Francia (Flamanville) y Finlandia (Olkiluoto) y los acuerdos para el lanzamiento de la construcción del EPR de Hinckley Point C, en el Reino Unido, se han firmado recientemente. Muchos otros países tienen programas nucleares en los que estamos trabajando: Turquía con nuestro partner MHI, Africa del Sur, Polonia, Arabia Saudí, Vietnam, etc. También hay señales fuertes de rearranque nuclear en Japón. En general, para todos los actores del mercado nuclear, la construcción de 60 reactores en este momento (dato de WNA) presenta muchas oportunidades.

En un puesto directivo como el suyo, ¿es posible conciliar la vida familiar y profesional?

He tenido puestos en el pasado que eran más intensos en viajes internacionales que el actual. Ahora, el mayor reto es tener parte de mi familia y mi actividad entre París y Madrid. Las carreras profesionales hoy en día tienen la problemática adicional de llevarnos de un país a otro. La carrera profesional de la pareja y los colegios de los niños son un factor muy importante en las decisiones.

La industria nuclear española abre nuevos horizontes en Reino Unido

 

Las líneas prioritarias del Congreso Civil Nuclear Showcase 2016 han sido dos: desmantelamiento de instalaciones y proyectos de nueva construcción de centrales nucleares, dos campos en los que las empresas del sector nuclear español tienen gran experiencia, capacidades y posibilidades de prestar su tecnología, servicios y productos.

Congreso UK interiorEste encuentro ha ofrecido la oportunidad de dar a conocer las capacidades de participación de las empresas en los nuevos proyectos nucleares que se están llevando a cabo en el mundo, principalmente en Reino Unido, Emiratos Árabes Unidos, Polonia, Turquía y China. También ha permitido presentar los planes de desmantelamiento de instalaciones en países como Reino Unido o Japón. La industria nuclear española, presente ya en 40 países, aspira a incrementar su presencia internacional, como China, Reino Unido o Japón, y busca abrir nuevos mercados en otros países como Polonia o Emiratos Árabes Unidos, con quienes ya mantiene contactos.

Tras las sesiones técnicas, las empresas participantes han tenido la oportunidad de mantener reuniones bilaterales con representantes de otras compañías tanto del Reino Unido como de otros países para incrementar sus oportunidades de negocio.

Liderazgo nuclear en 2015 con la aportación del 20,8% de la electricidad

Las centrales nucleares españolas han producido en 2015 el 20,8% de la electricidad. Un valor superior al del año 2014, en el que las centrales nucleares también fueron la primera fuente tras generar el 20,48% de la electricidad.

Con una potencia instalada en 2015 de 7.864,7 MW, el 7,26% del total, los siete reactores operativos actualmente en España resultan esenciales para la estabilidad del sistema eléctrico al estar siempre disponibles (24 horas 365 días al año). Concretamente en 2015, los datos reflejan que han funcionado 7.744 horas, el 88,4% del total.

En referencia a la demanda de energía eléctrica en 2015, ha sido de 262.871 GWh, un 1,8% más que en 2014. Una vez corregida la influencia del calendario y las temperaturas, la demanda de energía eléctrica fue un 1,6% superior a la registrada en 2014.

Según el Presidente de Foro Nuclear, Antonio Cornadó, en la última década “la energía nuclear ha producido alrededor de la quinta parte de la electricidad generada en España, consolidándose como una fuente de generación indispensable en la cesta eléctrica española por su fiabilidad y la garantía de suministro que ofrece al sistema”.

Respecto a la producción de electricidad sin emisiones contaminantes generada en España, la procedente del parque nuclear ha supuesto el 37% (3,6 puntos porcentuales más que en 2014). La nuclear es la fuente de suministro eléctrico que más colabora en el ahorro de emisiones de gases de efecto invernadero. Tras la Cumbre del Cambio Climático en París, parece evidente que la energía nuclear es una de las tecnologías que mejor pueden ayudar a mitigar el cambio climático. España no podría cumplir sus compromisos en esta materia sin la aportación de la energía nuclear. El parque nuclear español evita cada año la emisión a la atmósfera de entre 45 y 55 Mt CO2.

A nivel mundial, datos del Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA) reflejan que existen 441 reactores en situación de operar y 67 más en construcción. En 2015 se conectaron a la red diez nuevas unidades (1 en Corea del Sur, 1 en Rusia y 8 en China); comenzó la construcción de siete reactores nucleares (1 en Emiratos Árabes Unidos y 6 en China) y se clausuraron definitivamente siete unidades (1 en Alemania, 1 en Reino Unido y 5 en Japón).

 
 

Almaraz I, en su 24ª recarga de combustible

Almaraz interior

La central nuclear de Almaraz I, en la provincia de Cáceres, se encuentra desde el 4 de enero realizando su recarga de combustible y mantenimiento general. La reconexión a la red, señalan desde Centrales Nucleares Almaraz-Trillo (CNAT), "está prevista para el día 16 de febrero, lo que supone una duración programada de 43 días".

Para esta recarga, añade el comunicado de CNAT, "se han contratado los servicios de más de 70 empresas especializadas que emplearán a más de un millar de trabajadores adicionales a la plantilla habitual de la central". Están planificadas más de 9.500 actividades, tales como la parada y enfriamiento, desmontaje de la cabeza del reactor, descarga del combustible irradiado, inspección y carga de nuevos elementos de combustible, inspección por corrientes inducidas de los tres generadores de vapor y revisión de motores de las bombas principales, entre otras acciones.

Como nuevas actividades, en esta recarga se encuentran las relacionadas con el programa de inspección en servicio:

  • Inspección por ultrasonidos de las penetraciones de la tapa de la vasija.
  • Inspección visual de la vasija y de las zonas roscadas de la brida.
  • Prueba de estanqueidad del recinto de contención y prueba de toberas del sistema de rociado.

Entre los trabajos en el conjunto turbina-generador eléctrico, destacan:

  • Revisión de las válvulas de parada y control de la turbina de alta presión.
  • Sustitución de las válvulas interceptora y de parada de recalentado.
  • Inspección y pruebas en el generador eléctrico y sustitución de los cierres de hidrógeno.

Almaraz I lleva acumulada al origen una producción de más de 242.230 millones de kilovatios hora. La producción bruta conjunta de las dos unidades (Almaraz I y II) durante 2015 ha sido de 16.709 GWh, alcanzándose en este ejercicio el máximo histórico anual de producción en sus 34 años de operación.

Tecnatom completa la inspección de la vasija de Doel 2

Doel central nuclearEl proyecto de inspección de la vasija del reactor belga Doel 2, desarrollado por Tecnatom en colaboración con Westinghouse, explica la empresa española, “se llevó a cabo utilizando el sistema STAR, un equipo tecnológico desarrolado por Tecnatom”. Este sistema, añade el comunicado de la compañía, “está especialmente diseñado para la inspección de tapas de vasija en reactores nucleares y combina un robot posicionador con varios palpadores para el empleo de técnicas de ensayos no destructivos con el propósito de analizar la integridad de la soldadura conocida como J-Groove, entre el tubo de la penetración y la propia tapa de la vasija”.

La tapa de la vasija del reactor 2 de la central nuclear de Doel está compuesta por 33 penetraciones equipadas con fundas térmicas y 16 penetraciones "open housing", así como un tubo de línea de ventilación. “La totalidad de las 49 penetraciones, así como el tubo de línea de ventilación han sido inspeccionadas con éxito dentro del alcance de este proyecto”, añade la compañía española.

La central nuclear de Doel tiene cuatro reactores de tecnología PWR (agua a presión), con una potencia total de 2.919 MWe, lo que la convierte en la segunda central nuclear más grande de Bélgica. El país produce casi el 50% de su electricidad gracias a sus siete reactores nucleares.

 

Ensa amplía sus acreditaciones internacionales

Equipos Nucleares (Ensa), fabricante de grandes componentes para centrales nucleares, ha incrementado durante los últimos meses sus acreditaciones en los ámbitos local e internacional. Recientemente, los laboratorios de la compañía han aumentado el alcance de la acreditación, incluyendo el laboratorio químico y nuevas normas de ensayos ya acreditados.

En el mercado internacional, el laboratorio de metrología de Ensa ha ampliado sus alcances de acreditación, incluyendo la validación de equipos de soldadura por arco conforme a la normativa EN 50504. Es interesante destacar, asegura la compañía, "que es la primera acreditación que se concede a nivel nacional e internacional. Por otro lado, se ha renovado la acreditación del Laboratorio Dimensional y se han superado las auditorías de seguimiento de los laboratorios de Presión, Par y Temperatura”.

Ensa, empresa cántabra del Grupo Sepi, como entidad certificada por ENAC–ILAC, está acreditada como Laboratorio de Calibración y Ensayos para el mercado nuclear estadounidense, explorando una nueva oportunidad de mercado.

En referencia a los recursos humanos, la aplicación de políticas de igualdad de trato y de oportunidades con sus trabajadores, la implantación de medidas de conciliación y los beneficios sociales existentes en la compañía he llevado a que la Secretaria de Estado de Servicios Sociales e Igualdad vuelva a conceder a Ensa el distintivo de "Igualdad en la Empresa".

José Cabrera, al 70% de su desmantelamiento

En la actualidad, los trabajos de desmantelamiento de la central nuclear José Cabrera (Guadalajara), más conocida como Zorita, superan el 70% de avance, según informa la Empresa Nacional de Residuos Radiactivos (Enresa).

Tras la finalización durante el año pasado del desmontaje de todos los componentes del circuito primario de la instalación, las principales actividades se centran ahora en la retirada del hormigón de las cavidades del reactor y del foso de combustible gastado de la central. En paralelo, han comenzado las labores de descontaminación de las paredes y de los suelos de los edificios de contención y auxiliar. Una vez que finalicen, señala Enresa, “estos edificios estarán listos para su desclasificación y posterior demolición”.

Por otra parte, a mediados de enero de este año, Manuel Ondaro ha sido nombrado nuevo director de la instalación de José Cabrera en sustitución de Manuel Rodríguez.

Deja de operar el último reactor Magnox

Wylfa 1, el último reactor Magnox operativo en el mundo y situado en Reino Unido, cerró el 30 de diciembre de 2015, según anunció la autoridad de desmantelamiento nuclear del país, la NDA. Esta unidad ha generado electricidad durante cinco años más de lo inicialmente previsto.

Wylfa 1 MagnoxEstaba planificado que Wylfa 1 y 2 cerraran a finales de 2012, pero finalmente su operador decidió cerrar la unidad 2 en abril de 2012 para que la unidad 1 siguiera operativa utilizando el combustible en stock, que ya no se fabrica. En septiembre de 2015, el organismo regulador del país, la ONR, aprobó la última revisión periódica de la seguridad de Wylfa 1 y permitió su funcionamiento hasta finales de 2015.

La primera planta de diseño Magnox construida en Reino Unido, Calder Hall, en Cumbria, fue también la primera central nuclear del mundo occidental. Quedó inaugurada oficialmente por la Reina Isabel II en 1956. Reino Unido tuvo hasta 11 centrales nucleares de este tipo de tecnología. Wylfa 1 fue la de mayor potencia y la última en cerrar.

Los elementos combustibles están siendo retirados de la unidad 2 y enviados a Sellafield para su reprocesamiento. La descarga de combustible de la unidad 1 se iniciará a principios de verano de 2016, para que quede libre de combustible a finales de 2018. Su desmantelamiento durará varias décadas.

Análisis histórico del contexto nuclear a través del proyecto HoNEST

Respondiendo a la necesidad de una reflexión sistemática sobre la energía nuclear, esta vez teniendo en cuenta la experiencia histórica de su relación con la sociedad, nace el proyecto HoNESt ("History of Nuclear Energy and Society")Este proyecto propone un análisis histórico y comparativo del contexto y las decisiones que se tomaron en torno al nacimiento y desarrollo del sector nuclear. Investigará la diversidad de las respuestas de las sociedades europeas respecto a la energía nuclear y los cambios en su percepción.

Proyecto HonestPartiendo del estudio de la experiencia histórica, HoNESt no solo considerará la dinámica de los sistemas tecnológicos, sino también la naturaleza de gran número de procesos claves (políticos, económicos, tecnológicos, culturales, sociales, etc.), que influyen directamente en el desarrollo y consolidación de cualquier tecnología. “Una mejor y más profunda comprensión de esta variedad de respuestas y escenarios, así como de los factores críticos subyacentes, permitirá avanzar en el diseño e implementación de estrategias de comunicación y gobernanza futuras”, aseguran los investigadores españoles del proyecto.

HoNESt forma parte del programa europeo "Horizonte 2020," con financiación de EURATOM. Con una dotación de más de tres millones de euros para un período de tres años, el proyecto estudiará los casos de veinte países y organizaciones internacionales en los últimos setenta años. Reúne a un consorcio multidisciplinar de investigadores de veintitrés instituciones de catorce países europeos y contará con más de medio centenar de investigadores.

Las cuatro instituciones españolas que participan tienen un papel destacado asumiendo casi un tercio de la carga de trabajo y del presupuesto del proyecto. Éstas son la Universitat Pompeu Fabra, coordinadora del proyecto, el CIEMAT-CISOT (Centro de Investigaciones Energéticas, Medioambientales y Tecnológicas - Centro de Investigación Socio-técnica), la Universidad Pública de Navarra y la Universitat Autònoma de Barcelona.

HoNESt aspira a desarrollar un marco innovador multidisciplinar, ya que abarca los estudios sobre la ciencia y la historia de la tecnología, ambiental, económica y empresarial, además de la investigación social en los ámbitos de la energía y la tecnología, incluyendo a los movimientos sociales, participación ciudadana y gobernanza. Así, el proyecto contemplará las dimensiones política, tecnológica, económica, ambiental y social de la energía nuclear, prestando especial atención a los procesos de percepción del riesgo y su comunicación, aceptación y compromiso social y el papel de los medios de comunicación. La identificación de los retos y desafíos observados servirá para apoyar el adecuado diseño de futuras políticas energéticas en las sociedades modernas, y en general para mejorar la comunicación de nuevas tecnologías y su relación con la sociedad. Los resultados se harán públicos a través de www.honest2020.eu, así como de las diferentes redes sociales.

Plazas para jóvenes investigadores en el CERN

Con motivo del acuerdo firmado entre el Ciemat y la Organización Europea para la Investigación Nuclear, CERN, se acaba de abrir la segunda convocatoria del Spanish Traineeship Programme, un espacio de especialización tecnológica destinado a jóvenes ingenieros y físicos.

CERN gente interior

La convocatoria tiene como objetivo incrementar la presencia de investigadores y técnicos españoles en la instalación internacional, asegura el Ciemat, “así como conseguir un colectivo de ingenieros y físicos especializados en tecnologías de los grandes aceleradores de partículas, detectores e infraestructuras asociadas, con la finalidad de una futura incorporación a la industria española del sector”.


En esta segunda convocatoria se seleccionarán 20 plazas entre 24 perfiles específicos en las áreas relacionadas con física y tecnología de aceleradores y detectores, como imanes superconductores, criogenia, convertidores de potencia, radiofrecuencia, sistemas de control, electrónica, etc.

La incorporación de los candidatos seleccionados en las instalaciones del CERN se realizará el día 1 de junio de 2016. El plazo para presentar las solicitudes finaliza el 14 de febrero. 

 

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros productos y servicios mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Al aceptar el presente aviso entendemos que das tu consentimiento a nuestra Política de cookies.

  Aceptar Política de cookies.