La energía nuclear es la fuente baja en carbono más competitiva según organismos internacionales
14 de diciembre, 2020

La energía nuclear es la fuente baja en carbono más competitiva según organismos internacionales

La Agencia Internacional de la Energía (IEA por sus siglas en inglés) y la Agencia de Energía Nuclear (NEA) de la OCDE  han presentado una nueva edición de su informe “Projected Costs of Generating Electricity 2020”.

En esta publicación se presentan los costes nivelados de producción de electricidad en base (LCOE) para centrales térmicas de combustibles fósiles, nucleares y una variedad de renovables como eólicas, solares, hidráulicas y de biocombustibles, mediante el análisis de los datos de 243 plantas de 24 países diferentes.

El LCOE es el precio a largo plazo al que deberá venderse la electricidad producida en una central para que la empresa promotora cubra todos sus costes y tiene en cuenta tanto los costes de capital como los de operación y mantenimiento.

Según el informe “Projected Costs of Generating Electricity 2020”, se espera que la energía nuclear tenga menores costes en el año 2025. Debido a la reducción derivada de las lecciones aprendidas de los primeros proyectos de un nuevo tipo de reactor en varios países de la OCDE, los nuevos diseños de centrales nucleares se mantendrán como la tecnología baja en carbono gestionable con los costes más bajos en ese año. El estudio también concluye que la operación prolongada de las actuales centrales nucleares, conocida como operación a largo plazo, es la fuente con costes más eficientes de producción de electricidad limpia.

La operación a largo plazo de las centrales nucleares es la forma más barata de generar electricidad baja en emisiones de CO2

Así, la producción de electricidad en base (LCOE) estará en un rango entre 55 y 95 $/MWh para centrales nucleares de nueva construcción, frente a 100 $/MWh para el carbón y 80 $/MWh para el gas. La fuente no gestionable más barata será la eólica terrestre con potencias superiores a 1 MW con entre 40 y 50 $/MWh. Los valores para la eólica marina estarán entre 80 y 110 $/MWh y para la solar fotovoltaica entre 40 y 80 $/MWh. Para la operación a largo plazo de las centrales nucleares existentes se estiman costes por debajo de 40 $/MWh. Todos estos valores podrán variar de un país a otro en función de las condiciones locales, regionales y nacionales.

La energía nuclear es la fuente baja en carbono más competitiva según organismos internacionales
LCOE según tecnología

Tal y como ha resaltado el director general de la NEA, “en la pandemia por la COVID-19 se ha demostrado el papel clave de la electricidad. Disponer de un abastecimiento eléctrico fiable y económicamente competitivo es el impulso para el crecimiento económico de los países en vías de desarrollo que afrontan la necesidad de sacar a su población de la pobreza, proporcionando bienestar, salud y educación a las generaciones venideras”.